Experiencias imperdibles en el Centro Histórico de la ciudad de México

El Centro Histórico de la Ciudad de México es una zona donde se respira un ambiente lleno de historia, cultura y arte, combinado con la modernidad de una ciudad cosmopolita.  

Hay muchas cosas que hacer y ver en el Centro Histórico, pero hay ciertas experiencias que sin duda alguna son imperdibles y que realmente te recomendamos vivir.

Prepárate para disfrutar de lugares, eventos, sabores y vistas que se quedarán para siempre contigo. 

Ir a un concierto o evento cultural en el Palacio de Bellas Artes

El Palacio de Bellas Artes es la casa máxima de arte en México y es una locación espectacular para conciertos sinfónicos, óperas, eventos de danza, presentaciones de piano y mucho más.

La Sala Principal del palacio es una obra de arte, con su gran cortina de cristal que tiene cerca de 1 millón de cristales y en ella se representan los volcanes que enmarcan a la ciudad: el Popocatépetl y el Iztaccíhuatl. El fabuloso vitral, que representa al dios griego Apolo rodeados de sus 9 musas ubicado a lo alto del plafón del teatro, también es de admirarse.

Visitar una cantina con más de 100 años de existencia

Mientras estés en el Centro Histórico de la Ciudad de México no puedes dejar de aprovechar la oportunidad de ir a algún concierto o evento en este maravilloso recinto cultural.  

En México, y en particular en CDMX, tenemos una larga tradición cantinera que se consolidó a finales del siglo XIX durante la época del presidente Porfirio Díaz, cuando había más de 1,000 cantinas tan solo en la capital mexicana. 

Actualmente, solo unas cuantas cantinas de las que surgieron en aquella época siguen existiendo en el Centro Histórico por lo que una gran experiencia es visitar una (o varias) de ellas.

La cantina El Gallo de Oro es una de las más queridas en el centro y está abierta desde 1874. La Peninsular abrió en 1872 y aunque fue remodelada hace algunos años, conserva ecos de sus inicios en sus muros. La Ópera funciona como cantina desde 1895 y es famosa porque en su techo está la marca de un balazo que se dice tiró Pancho Villa, uno de los personajes más representativos de la Revolución Mexicana.  

Recorrer el MUNAL de principio a fin

El Museo Nacional de Arte es uno de los edificios más bonitos no solo del Centro Histórico, sino de toda la Ciudad de México. Tiene una maravillosa colección de más de 3,000 piezas de arte mexicano e internacional realizadas desde el siglo XVI hasta la primera mitad del siglo XX. 

No sabemos qué es más impresionante, si el edificio en si mismo, o las obras de arte que aquí puedes admirar. Definitivamente, recorrer este museo de principio a fin es algo que no debes dejar de hacer. 

Probar algo exótico en el Mercado de San Juan 

Las calles del Centro Histórico también guardan un mercado muy poco convencional donde puedes encontrar productos gastronómicos importados y platillos exóticos.

¿A qué nos referimos con exóticos? Pues a cosas como una hamburguesa de león, escorpiones fritos, carne de jabalí a la parrilla, ceviche de cocodrilo, mixiotes de iguana y quesadillas con insectos, entre muchas excentricidades más. 

El Mercado de San Juan es uno de los más antiguos y tradicionales de la Ciudad de México, y ya sea que te animes a probar o no algo exótico, visitarlo es una experiencia que nunca olvidarás.

Disfrutar la tarde desde una terraza con vista panorámica

No hay nada más rico que disfrutar de una tarde soleada con alguna hermosa vista. En el Centro Histórico hay distintas terrazas en las que puedes admirar fabulosas vistas panorámicas de la zona, pero, sin duda alguna, la mejor vista la tenemos en nuestro restaurante Balcón del Zócalo. 

 

Balcón del Zócalo está ubicado justo en frente del Zócalo, la Catedral Metropolitana y el Palacio Nacional. El corazón del corazón de la ciudad. Darte un break después de recorrer el centro y sentarte a comer algo rico, tomar una bebida y relajarte mientras disfrutas de una hermosa vista es una de las experiencias que más disfrutarás. 

 

Hacer un paseo verde en la ciudad

La Ciudad de México no solo son calles y edificios, también tenemos increíbles áreas verdes que bien vale la pena visitar en cualquier momento del año.

Un ejemplo de ello es el Bosque de Chapultepec, que es el parque más grande de la ciudad. Aquí, puedes disfrutar de distintas actividades al aire libre como picnics, paseos en lancha en el lago o simplemente dar una caminata entre los árboles. En este bosque también se encuentran otros de los principales sitios de interés histórico y cultural en la ciudad como el Castillo de Chapultepec, el Museo Nacional de Antropología y el Museo de Arte Moderno.

El Bosque de Chapultepec se encuentra alrededor de 20 minutos en auto del Centro Histórico. 

Aprovechar los conciertos y eventos de temporada

MÁS ARTÍCULOS DEL BLOG

Viajes, cultura y tradiciones en la Ciudad de México.